Pedro Sánchez, ¿’estadista’ idiota o simple imbécil?

"Gobernar es rectificar". Confucio

Tribuna Libre.- Para empezar, no confundamos el descriptivo encabezamiento de este artículo con insultos gratuitos. Al aludir al presidente guaperas de Tetuán, mamporrero de Biden, mayordomo del Preparao VI y encumbrado en Pozuelo de Alarcón (área residencial de mayor renta per cápita del Estado), empleamos ‘idiota’ en el sentido etimológico griego, el de aquel indeseable que al desentenderse por su indigencia mental de los asuntos públicos relevantes, gracias a la propaganda de banalidades, permite gobernar de facto a los más ineptos, corruptos y perversos (ved informes silenciados del comisario Castillejo, y los Panamá y Pandora Papers). Y al significar el término imbécil nos referimos a la escasa inteligencia del antedicho interfecto.

Con el famoso ‘lo he dejado todo atado y bien atado’ del tirano genocida de El Ferrol precedente al Régimen del 78-39 bis, sentaba las bases de su totalitaria satrapía fascio-hitleriana, llamada con cinismo ‘democracia’ orgánica ¡dónde aún subsiste como en la mayor parte de Europa un cambio horario de otoño y primavera impuesto por el führer! No queramos engañarnos, al no haber existido la preceptiva Asamblea Destituyente de las Cortes franquistas, pasaron a ser ‘Constituyentes’ por obra y gracia de… los tecnócratas del Opus y el jefe nacional del Movimiento falangista, Adolfo Suárez. Este camelo impresentable puede comprobarse en el mezquino pacto de la Pp$OE para utilizar como instrumentos inquisitoriales el autodenominado ‘tribunal constitucional’ – neotribunal de orden público -, el ‘Tribunal’ de Cuentas – convertido por la mafia de politicastros en herramienta para la opacidad y exonerar a desaprensivos – y el Defensor del Pueblo, de carácter meramente decorativo. Si además le añadimos, aparte de las ‘cuotas de partido’ en la designación del Consejo General del Poder Judicial, el Tribunal Supremo y los Tribunales autonómicos, que al menos un tercio del poder judicial, en especial la fiscalía, está inficionado por sectas fundamentalistas católicas – Jueces para la Democracia dixit, apuntando quizá a los mismos que  el comisario Villarejo llama ‘illuminati de la fiscalía’ -, cuyo máximo dirigente es un jefe de Estado extranjero, ese paraíso para eludir impuestos del Vaticano de Bergoglio, la tomadura de pelo al ‘ciudadano’, hoy descerebrado súbdito, se vuelve palmaria. Pero esta calamidad manifiesta de reducir la necesaria autonomía judicial a burdo apéndice de la Curia, de un Estado foráneo – el Delito de Traición en las altas magistraturas quedó reducido a un exorno inoperante y ridículo del Código Penal – no interesa a un ‘estadista’ idiota, o a un imbécil, al cual, en este indispensable frente en defensa de la soberanía popular, piedra angular de toda auténtica Constitución, ni está ni se le espera.

En los Panamá y Pandora Papers, guaridas fiscales de facinerosos, aparece no sólo gentuza de la pomada o la mamandurria, expertos en dar lecciones de moral, además politicastros y gerifaltes de la alta empresa. ¡Ay, esos salvapatrias vendidos a los mismos corsarios anglosajones, hoy en el plano pirata-financiero de las Islas Vírgenes, las Seychelles, Delaware u otras cuevas de forajidos blanqueadores, a los que luego les dan el título de ‘sir’ por sus servicios a la Corona inglesa o les obsequian con la Medalla de Honor del Congreso norteamericano! ¿Aguardan quizás a que el Consejo de ministros cañí, su presidente o la oposición aborregada y dividida ad hoc – el ascenso de los neofalanjetas de Vox lo impulsó la P$OE para laminar electoralmente a los peperos, alicaídos por la Gürtel – vayan a tomar medidas como una fiscalía anticorrupción de alcance internacional, ampliar el cuerpo de inspectores de Hacienda, que los defraudadores paguen con sus haberes o vean perdida su nacionalidad…? Impensable siquiera como pudo comprobar el prócer Falciani, el de la Lista, porque en manos de un ‘estadista’ idiota, imbécil de manual, en la batalla para salvaguardar la soberanía de este penoso Estado, desangrado por miserables avarientos sin escrúpulos, ni está ni se le espera.

¿Qué clase de respeto a la soberanía de su Estado puede tener un mandamás que permite que en la vecina dictadura marroquí se instalen drones-kamikaze al sur de Melilla? Y no en cualquier lugar. De modo provocativo en el Monte Arruit, de amarga memoria, pues precisamente de allí salieron desarmados, tras un pacto de rendición, los militares que fueron degollados salvajemente tras la derrota de Annual, hace ahora cien años. Con la continuidad en el cargo de un genuino puerco fascista como el ministro de Asuntos Exteriores marroquí, Nasser Burita (de pequeña hembra del burro), el cual utilizó niños como chantaje en el asalto a Ceuta, puede esperarse cualquier cosa. Por suerte estamos prevenidos, gracias al sheijj algecireño Driss Mohamed Amar, que nos desvela con su ejemplo el juego del doble agente mortadeliano malagueño Pedro Ignacio Altamirano Macarrón, por el cual sabemos que un emir que tiraniza, explota y masacra a su propio Pueblo, asociado encima con los genocidas del Pueblo palestino, no es digno de vivir entre seres humanos. Observemos además que, si en los drones turcos Baryaktar sus componentes electrónicos en su mayoría son estadounidenses y británicos, ¿cómo consentimos bases yanquis en nuestro suelo? ¿Qué clase de masoquistas somos…? ¡Boicot ya a todos los intereses económicos gringos e ingleses! Aunque esto no incomode a Perro Sánchez, ya que un ‘estadista’ idiota, o a un perfecto imbécil, ni está ni se le espera.

En el colmo del esperpento, el imam de una mezquita de Sevilla afirma ser devoto del Jesús del gran poder, y que conoce ‘muchos musulmanes’ dispuestos a portear de costaleros el sacralizado ídolo católico, y a que penetre la efigie en la pequeña aljama sevillana en un pasaje oscuro, perpendicular de la calle Carlos Marx (la cual por este hecho singular debemos conocerla a partir de ahora como calle Groucho Marx). Una postura tan absurda, teniendo en cuenta que la adoración de estatuas a islámicos, evangelistas y judíos no les es lícita en modo alguno… sólo se entiende en el ámbito parainquisitorial de la ‘democracia’ orgánica posclerical-franquista. No obstante, cuando existen persecuciones o grave discriminación, siguiendo el magisterio del señalado sheijj Driss Mohamed Amar, el ‘shirk’ o asociación de al-Lah a cosas, objetos o ideas espurios estaría permitido, en el ámbito de la ‘taqyya’ o disimulo por pura supervivencia, al igual que sucede en la relación de los Pueblos de Marruecos con el déspota alauí – no puede haber Rey sino a-Lah – y sus esbirros del Majzén (casta de podridos millonarios lameculos de Palacio). Por ello no nos rasguemos las vestiduras tan pronto, sabido es que antaño, Muley Xeque, miembro de la dinastía real sa’adí protegido por Felipe II, para ser usado como barato peón político al ser derrotado en la Batalla de los tres reyes en el siglo XVI, cuando asistía a la procesión de la Virgen de la Cabeza trocó su nombre por el de Felipe de África, siendo bautizado el infeliz moro en la catedral de la Almudena. Si bien otras fuentes interpretan que su conversión fue por haber asistido a un Oficio de Tinieblas, al presenciar horrorizado la quema de algunos ‘herejes’. Ésta es la solidez del Artículo 14 de la ‘constitución’ que impide no marginar a nadie por razón de sus creencias, tal vez acosado ese desgraciado imam de Los Pajaritos por no disponer ni de una mezquita de nueva planta, ¡en la ciudad de La Giralda, con ocho de los diez barrios más depauperados del Estado español al completo! No hay duda, si para el propio presidente de gobierno y sus ministros vale menos que un felpudo la Libertad de Conciencia, como observamos en esta realidad social amordazada en sus manifestaciones religiosas minoritarias, empobrecida y lamentable, el respeto a la Ley por un ‘estadista’ idiota, e hipócrita imbécil, ni está ni se le espera.

Esto se convierte en un suma y sigue de indecencias inconcebibles. Demonizaciones discriminatorias al varón desde un Ministerio que provocan, junto a la precariedad laboral, un desplome de la natalidad sólo superado por Malta en toda Europa, unido al ascenso imparable de la ultraderecha por despecho ante las injusticias sexistas anticonstitucionales; maltrato animal consentido de toros en horario televisivo infantil, con presupuestos habilitados para que los niños aprendan a torturar y acuchillar novillos ¡en oficializadas ‘escuelas de tauromaquia’!; especulación criminal con el recibo de la luz y próximo peaje anual en autovías públicas, con politicastros-basura pepero-sociatas sentados en los consejos de administración de esas mismas empresas que nos vampirizan; el sainete del despropósito más grotesco, abandonar públicamente a Abengoa, una gran empresa de las renovables con presencia en setenta países de la industria fotovoltaica y del hidrógeno, a pesar del cambio climático, de las hidroeléctricas del norte peninsular frotándose las garras, y de que los británicos inviertan en Marruecos en una macroplanta de energía solar, como si en Andalucía andásemos escasos de la irradiación del astro rey; que no se haya establecido una conexión ferroviaria de mercancías aún con el cuarto puerto mayor de Europa, Algeciras, ni un corredor mediterráneo hasta Almería, la huerta invernada del Subcontinente, con millares de camiones contaminado a diario, etc, etcétera.

No pasa nada, seguiremos votando a los mismos cretinos que nos arruinan, la mayoría de los ‘periodistas’ preferirán el mendrugo de la ‘publicidad institucional’ antes que ejercer el código deontológico de la independencia de su noble profesión, y en Bruselas la filonazi de tapadillo Úrsula von der Leuden seguirá haciéndole guiñitos a su lacayo Sánchez, tan mono, orgullosa de su entusiasmo felipista por desmantelar la economía local y de que con los intereses de una Deuda Pública insostenible paguemos las pensiones de los orondos alemanes, y de los arrogantes países satélites de Berlín imitadores de los racistas y clasistas germanos…

Todo normal, porque un ‘estadista’ idiota, o a un pobre imbécil inepto sin conciencia, decoro ni vergüenza, ni está ni se le espera.

Al-Hakam Morilla Rodríguez, Coordinador de Liberación Andaluza.

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Información básica sobre protección de datos
Responsable Andalucía Diario +info...
Finalidad Gestionar y moderar tus comentarios. +info...
Legitimación Consentimiento del interesado. +info...
Destinatarios No se cederán datos a terceros, salvo obligación legal +info...
Derechos Acceder, rectificar y suprimir los datos, así como otros derechos. +info...
Información adicional Puedes consultar la información adicional y detallada sobre protección de datos en nuestra página de política de privacidad.

Botón volver arriba